sábado, 31 de octubre de 2015

Los Goicoechea

Etimología

“El apellido GoieaskoetxeaGoicoechea Guaicochea significa “la casa de arriba” ( del vasco “etxe” = casa y “goico” o “goiesko” = de arriba), también escrito GoaicocheaGoaicoecheaGuaicoecheaGoicocheaGoycocheaGoycoechea, y Guaycochea

Origen

El apellido Goicoechea se halla muy extendido en numerosas poblaciones del País Vasco y de Navarra.

    En el País Vasco hubo numerosas casas solares, entre ellas las de: Guecho (1629), Gamiz Fika, Bilbao, Marquina, Zalla, Baracaldo, Arrancudia, Alegia (1694), Azpeitia, Irura, Leaburu, Gaztelu, etc.

    En lo que respecta a Navarra, el linaje y casa Goicoechea tuvo su cuna en el lugar de Ciordia y ramas de este solar radicaron en los lugares de Urdiáin e Iturmendi, de la merindad de Pamplona, donde crearon nuevas casas de este apellido con sus escudos de armas. Una línea de la casa de Iturmendi se estableció en el lugar de Ugar, del Ayuntamiento de Yerri, en la merindad de Estella.

    Cristóbal  de  Goicoechea  y  Mendía,  natural  de  Iturmendi y Juan Francisco Esteban, Juana María Josefa y Francisca Martina de Goicoechea y Ondarra, sus hijos, naturales del mismo lugar, dijeron que Juan Martínez de Goicoechea, su sexto abuelo, natural de Urdiáin, obtuvo ejecutoria de nobleza como descendiente del solar de Goicoechea del lugar de Ciordia, que era solar de nobleza y les correspondía la misma.

    En Pamplona, en la Audiencia, el 27 de junio de 1803, la Corte pronunció y declaró sentencia en la que reconoció a los demandables su nobleza y ser originarios y descendientes de la casa solar de Goicoechea, sita en el lugar de Ciordia, solar de nobleza y notorios hijosdalgo, dándoles permiso y facultad para que pudiesen hacer uso del escudo de armas e insignias de nobleza de la mencionada casa, pudiéndolo colocar en los sitios y lugares que creyesen conveniente.

    Bernardo de Goicoechea, comerciante español, fue Alcalde de Mercaderes en la ciudad de Chillán, nació en Azpeitía, por 1652, contrajo matrimonio con Dña. María del Pino, y murió en ese mismo lugar.

    Caballeros pertenecientes a este apellido probaron su nobleza en las Órdenes de Santiago en 1682, 1694 y 1786 y en la de Carlos III en 1790 y 1815. Ingresó en la Real Compañía de Guardias Marinas en 1754.

Encontramos este apellido en documentos del Archivo Central del Cauca (Popayán, Colombia), aparece por primera vez mencionado, en los “Índices notariales” de dicho archivo, en las personas de Jacobo (1626) y Joaquín (1628) de Goicoechea, españoles naturales de la Provincia de Vizcaya.


A finales del siglo XVII encontramos también en Popayán el matrimonio integrado por Matías de Goicoechea y Vergara (probablemente descendiente de alguno de los antes mencionados Jacobo o Joaquín), y Jerónima Fernández Delgado, su primera esposa. Matías y Jerónima, padres que sepamos, de:
I.1 Domingo Facundo de Goicoechea y Vergara, esposo de Josefa Fernández Sandi. Con descendencia.


I.2 Pascual León de Vergara y Vergara (también conocido como Pascual de Goicoechea y Vergara, o Pascual León de Vergara y Delgado), esposo de Rosa Goicochea Daza (también llamada Feliciana Rosa Daza). Con descendencia.


I.3 Catalina de Goicoechea y Vergara (o Catalina Vergara y Goicoechea), primera esposa del ecuatoriano Juan Francisco Garcés de Aguilar, natural de Ambato.
Matías de Goicoechea y Vergara, casó en segundas nupcias con Tomasa Cobo y Figueroa, siendo padres de:


1.4 Magdalena de Guaicochea (o Goicoechea) y Cobo: casada con Javier de la Cruz y Salcedo. Con descendencia.” 

Los de Guipúzcoa y Vizcaya: Escudo cortado: 1º., de azur, con un grifo, de oro, y 2º., de plata, con una encina de sinople, frutada de oro, y un jabalí de sable empinado al tronco. Bordura de gules, con ocho aspas de oro.
Otros de Guipúzcoa: Escudo partido: 1º., de oro, con un águila de sable, coronada de lo mismo y mirando a la siniestra, y 2º., de gules, con un castillo de plata, a la puerta, dos lebreles de plata, manchados de sable; en la torre del homenaje, un hombre armado, con una bandera de plata en la mano, con el asta de oro, y cargada de una cruz de azur
Otros de Vizcaya: En campo de plata, una encina de sinople, frutada de oro, y dos jabalíes de sable empinados a su tronco
Los de Deva: Escudo partido: 1º., de oro, con un pino de sinople, y 2º., de sinople, con un chevrón de plata
Los del lugar de Iturmendi, en Navarra: Escudo cuartelado: 1º., de azur con un águila, de oro; 2º., de oro, con un castillo y dos lebreles guardando su puerta; 3º., también de oro con un león, de su color natural, y 4º., de azur, con una bandera, de plata, cargada de una cruz, de gules
Otros: En campo de oro, una rueda de gules, acompañada al lado diestro de una casa al natural, y al siniestro, de una torre de sable, a la que se dirige un guerrero armado y con una bandera de gules en la mano. 

Fuentes:
1) Reinaldo Ágredo Tobar, Tomo V – “Familia Tobar Pérez” - de la obra “Notas biográficas y genealógicas”).
2) Blasones Hispanos.com
3) Reinaldo Agredo Tobar

martes, 27 de octubre de 2015

Los Córdoba

Cordoba - Cordova

Apellido toponímico andaluz, procede el lugar de su nombre, derivado de la familia feudal de los Condes de Trava y Trastamara. Es en América donde principalmente se le denomina "Córdova".
Entre algunos personajes celebres de este de apellido, citaremos a D. Fernando de Córdoba nacido en 1520, que luego cambió este nombre por Aben Humeya, cuando los moriscos, descontentos con la prohibición de usar trajes y lengua arábicos, alzaron bandera de rebelión en las Alpujarras y le eligieron por Rey en el año 1568. Combatió contra el Marqués de Mondéjar, Juan de Austria y Luis de Requesena, pero, acusado de traidor por sus propios seguidores, murió en sus manos en el año 1569.

Fernando Córdoba, nacido en 1425, fue un sabio español doctor en teología, medicina y artes. Fue acusado de hechicero en París debido a su increíble memoria que le permitía citar innumerables textos de la Biblia y de autores profanos; falleció en 1485.
Fray Pedro de Córdoba, nacido en 1482, fue un Dominico español, natural de Córdoba, primer inquisidor de América y amigo del padre Las Casas, escribió Doctrina Cristiana para instrucción e información de los indios a manera de historia, falleció en 1525.

Fray Matías de Córdoba, nacido en 1750, fue Dominico y poeta guatemalteco que residió en Chiapas (México), donde, ardiente patriota, anticipó casi un mes la proclamación de la indepencia de su Patria. Escribió una conocida fábula moral en verso, "Tentativa del león y el éxito de su empresa".
Probó repetidas veces su nobleza en todas las Órdenes Militares, enlazando con la primera nobleza española.

En América de radicó una rama que tuvo destacada descendencia

I) Bernabé Fernández de Córdoba casado con María de la Paz, padres de: Bernardo de la Trinidad, que sigue en II

II) Bernardo de la Trinidad Fernández de Córdoba y de la Paz, bautizado el 31-3-1581 Parroquia de San Pedro,Sevilla España, casado con Luisa de los Cobos y Torrres (1591-1630), padres de María y de Blas, que sigue en III

III) Blas Fernández de Córdoba y Cobos, nacido en 1614, casado con Justa Espinosa de los Monteros, padres de:

1) Fernando Fernández de Córdoba y Espinosa de los Monteros, que sigue en IV

Domingo Faustino Sarmiento
2) Manuel Fernández de Córdoba y Espinosa de los Monteros, casado con Luisa Arias Velázquez, padres de:

a) Matilde Fernández de Córdoba y Arias Velázquez, casado con Francisco Gerónimo Diez Zambrano, padres de:
a1) Justina Diez Zambrano y Córdoba, casada con Miguel de Albarracín y Funes, padres de:

a1.1) Bernardino Albarracín Funes, casado en San Juan con María Balmaceda de los Ríos, padres entre otros de

a1.1.1. Cornelio Cipriano Remigio Alabarracín Balmaceda, nacido en San Juan el 24-7-1724, casado con Juana Irrazabal Sánchez, padres entre otros de:

a1.1.1.1. Paula Zoila Albarracín Sarmiento, nacida en San Juan el 27-6-1774 y fallecida el 21-11-1861 en el mismo lugar, casada con José Clemente Cecilio Sarmiento y Fúnes (1778-1844), padres entre otros de:

a1.1.1.1.1. Domingo Faustino Sarmiento Albarracín, nacido el 14-2-1811 en San Juan y fallecido 11-9-1888 en Asunsión del Paraguay, Presidente de la República Argentina (1868-1874), Pedagogo, Ecritor, Periodista, Estadista

IV) Fernando Fernández de Córdoba y Espinosa de los Monteros, nacido en Sevilla hacia 1645, pasó  a las Indias, radicándose en la ciudad de Córdoba donde falleció el 10-4-1717, se casó con María de Ubierna y Frías Sandoval, padres de:

a) Andrés Fernández de Córdoba y Ubiernas, Capitán 1666-1693, casado Catalina Pedrosa Sierra y Palavecino, con sucesión

b) Juan Fernández de Córdoba y Ubiernas, casado con María Josefa Laurencia Ruiz de los Llanos, con sucesión

c) José Fernández de Córdoba y Ubiernas, que sigue en V

d) Felipe Fernández de Córdoba y Ubiernas, Presbítero †1742

e) Cristóbal Fernández de Córdoba y Ubiernas, Religioso 1678-

f) Francisco Fernández de Córdoba y Ubiernas, Religioso 1679-1750

g) Gabriela Fernández de Córdoba y Ubiernas, Religiosa

V. José Fernández de Córdoba y Ubiernas, casado en 9-1-1701 en Córdoba con Blanca M. de Figueroa Mendoza, padres de entre otros de: Pedro Lucas de Córdoba y Figueroa, que sigue en VI

VI. Pedro Lucas de Córdoba y Figueroa, maestre de campo, casado 1ro con Juliana Artaza y Herrera, viudo en 1743 se casó el 17-8-1743 en la Catedral de Tucumán con María Josefa Gutiérrez y Pérez Palavecino, padres entre otros de:

a) Pedro Nolasco de Córdoba Gutíerrez, sigue en VII

b) José Basltasar de Córdoba Gutíerrez, bautizado el 9-1-1749 en la Catedral de Tucumán

c) María Ignacia de Córdoba Gutíerrez, nacida hacia 1752, casada el 20-4-1772 en Tucumán con José Ignacio Colombres y Thames

d) María Antonia de Córdoba Gutíerrez, casada con Pedro G. López Cobo
Lucas A. Córdoba

e) María Josefa de Córdoba Gutíerrez, bautizada el 20-5-1755 en la Catedral de Tucumán, casada con Juan Antonio Aráoz y Sánchez de Lamadrid, padres entre otros de Bernabé Aráoz Córdoba, Coronel, Gobernador de Tucumán (1814-1817), Presidente de la efímera República de Tucumán 1819-1821

f) Justo Pastor de Córdoba Gutíerrez, casado con Pascuala Ariaz Velázquez Vidaurre


VII. Pedro Nolasco de Córdoba Gutíerrez, bautizado en 7-9-1745 en la Catedral de Tucumán, casado con Manuel Thames y Sánchez de Lamadrid, de este matrimonio es bisnieto Lucas Alejandro Córdoba Luna, nacido en Chicoana, Salta el 28-11-1841 y fallecido Quilino, Córdoba el 29-7-1913, Teniente Coronel,  Gobernador de Tucumán (1895-1898)






as primitivas: En campo de oro, tres fajas de gules.
En 1483, al caer preso el Rey Boabdil de Granada, se organizó el escudo en la siguiente forma: Escudo cortado: 1º., de oro, con cuatro fajas de gules, y 2º., de plata, con el Rey moro preso con cadenas al cuello, moviente del flanco siniestro. Bordura de plata, con esta leyenda en letras de sable: “Omnia per ipso facta sunt” (en castellano, haciendo referencia a Dios: "todas las cosas fueron hechas por él").
Otros: Escudo partido; 1º., de plata, con una cabeza de lobo, cortada y sangrante; 2º., de oro, con tres fajas de gules.
Otros: En campo de azur, un árbol al natural y dos lobos de sable, atravesados al pie del tronco y mirando hacia arriba. Bordura de plata con ocho armiños de sable.
Otra casa de la anteiglesia de Saravilla (Guipúzcoa): en campo de plata, una higuera de sinople, con dos lobos de sable, pasantes, vueltos uno hacia la derecha y otro a la izquierda.

Fuentes:
1. FamilySerch.org.
2. Blasones Hispanos
3. LaGaceta.com
4. Albúm General de la Provincia de Tucumán - 1.er Centenario de la independencia (1816-1916)

lunes, 26 de octubre de 2015

Un legajo del Archivo de Indias cambia la Historia de California

Una historiadora descubre documentos que prueban por primera vez que Juan Rodríguez Cabrillo, el primer europeo de la costa Oesta, era español y no portugués

Cualquier escolar de California conoce la historia: Juan Rodríguez Cabrillo fue el primer europeo en poner un pie en la costa Oeste de EE UU. Lo hizo el 28 de septiembre de 1542 en lo que hoy es un parque municipal de la ciudad californiana, más de dos siglos antes que el ahora santo mallorquín Junípero Serra. De Cabrillo solo se podía decir que fue el primer europeo, en general, en pisar California. Aunque dirigía una expedición española, no existía documentación concluyente sobre su origen. Los relatos de su aventura utilizan indistintamente el nombre español o una versión portuguesa: Joao Rodrigues Cabrilho. Ambas valían. Hasta ahora.

La historiadora canadiense Wendy Kramer lleva tres décadas especializada en los primeros tiempos de la conquista española de América y ha escrito especialmente el sistema de encomienda en Guatemala. Lleva cuatro años transcribiendo unos Libros del Cabildo de Guatemala que estaban sin catalogar en la Hispanic Society de Nueva York y que cubren los gobiernos de 1530 a 1553. Son papeles de gobierno llenos de nombres, fechas, contratos y actas de reuniones. El objetivo de su trabajo es hacer una relación de todos los primeros conquistadores de Guatemala.

“Iba por la letra ce y llegué a Gabriel de Cabrera”, cuenta Kramer por teléfono desde Toronto. “Era el procurador del Cabildo de Guatemala en los años 30” del siglo XVI. La historiadora sabía que De Cabrera fue encargado por los encomenderos para llevar a España el primer cargamento de oro de Guatemala y, de paso, pedir a Carlos V una rebaja de impuestos. Kramer decidió profundizar en aquel viaje y lanzó una búsqueda sobre De Cabrera en los archivos más conocidos. Lo que sigue es uno de esos ejemplos de que la Historia es materia viva
El documento en el que aparece el nombre de Cabrillo, con la transcripción. / WENDY KRAMER
.Kramer encontró que había tres procesos judiciales relacionados con De Cabrera y aquel viaje de Guatemala a España en 1532. Se trataba de un robo. Los baúles con el oro del Rey habían sido forzados y faltaban mil pesos. Hicieron una primera parada en La Habana, donde agentes judiciales de la Corona subieron al barco a interrogar a todo el mundo. Leyendo las minutas del proceso,

Kramer se encuentra con que “el primer testigo dice que se llama Juan Rodríguez Cabrillo y que es natural de Palma de Micergilio”, lo que hoy es Palma del Río, Córdoba.

Obviamente, al ver ese nombre la historiadora se puso a buscar más sobre el proceso. Toda la tripulación fue interrogada en una segunda parada en Tenerife. Y hubo un tercer interrogatorio al llegar a Cádiz (según los papeles, los agentes judiciales torturaron al contramaestre con una versión del waterboarding hasta que confesó, pero esa es otra historia). En todos los interrogatorios, ese testigo repite el mismo nombre y lugar de nacimiento. Está documentado, además, que Cabrillo viajó a España en 1532 para casarse en Sevilla y llevarse a su esposa a Guatemala.

Kramer no buscaba información sobre Cabrillo. Si lo hubiera hecho, nunca habría llegado a esos documentos, archivados en la sección Justicia y sin ninguna referencia archivística al navegante. Esa información ha estado siempre en el Archivo de Indias. Incluso los documentos están digitalizados y publicados online hace años, asegura Kramer, pero era imposible que nadie encontrara ese dato. No es una prueba definitiva, pero es el primer dato sólido en 400 años.

La figura de Cabrillo en California ha sido más reivindicada por Portugal que por España. La reciente construcción de una réplica de su barco, el San Salvador, se adornó con banderas españolas y portuguesas por igual para no ofender a nadie. Fueron los portugueses quienes pagaron el monumento al navegante en la ciudad y son ellos los principales responsables de mantener viva su memoria con un festival anual. “Yo esto me lo tomo como un elemento más de la controversia”, dice por teléfono Idalmiro Da Rosa, presidente del Festival Anual Cabrillo de San Diego, que se celebra desde 1964.

Hay varios historiadores que han escrito que era español, como los hay que han escrito que era portugués. El más influyente, el cronista real Antonio de Herrera y Tordesillas, que en su historia general de la conquista (1615) dice que Cabrillo es portugués. En la Biblioteca del Congreso de EE UU, figura como portugués. Para Da Rosa, el relato de Herrera es muy sólido, pues se trata del cronista real dando un dato que no favorecía a la Corona española. “Tenía que estar muy seguro”.
Otras biografías modernas, sin embargo, indican que hay muchos elementos de su vida que hacen pensar que era español. “Es increíble lo que puede provocar un error de un cronista en un momento dado de la historia”, dice Kramer, que cree haber dado con una pista que puede ser la definitiva. Ahora que se sabe de dónde dijo que era en un interrogatorio, se puede buscar un acta de nacimiento o de bautismo en Palma del Río. “Me encantaría que los investigadores andaluces buscaran algo más”, dice Kramer. “No niego que probablemente sea él”, reconoce Da Rosa, pero mantiene sus dudas hasta que se encuentren documentos definitivos: “Si se prueba más allá de toda duda que era español no sé cuál será la posición de Portugal. Yo personalmente hago el festival para celebrar el hecho histórico, es una fiesta que une a los países”.

Otras biografías modernas, sin embargo, indican que hay muchos elementos de su vida que hacen pensar que era español. “Es increíble lo que puede provocar un error de un cronista en un momento dado de la historia”, dice Kramer, que cree haber dado con una pista que puede ser la definitiva. Ahora que se sabe de dónde dijo que era en un interrogatorio, se puede buscar un acta de nacimiento o de bautismo en Palma del Río. “Me encantaría que los investigadores andaluces buscaran algo más”, dice Kramer. “No niego que probablemente sea él”, reconoce Da Rosa, pero mantiene sus dudas hasta que se encuentren documentos definitivos: “Si se prueba más allá de toda duda que era español no sé cuál será la posición de Portugal. Yo personalmente hago el festival para celebrar el hecho histórico, es una fiesta que une a los países”.

Cabrillo partió con el encargo de la Corona española de explorar toda la costa hacia el norte y encontrar una nueva ruta por el Pacífico hasta el Oriente. Llegó en su expedición un poco más al norte de la bahía de San Francisco. Por el mal tiempo o por navegar prudentemente lejos de la costa, pasó de largo del mejor puerto natural del Oeste. No vio la entrada a la bahía, donde hoy está el puente Golden Gate. Volvió hacia el sur sin haber encontrado ningún punto útil para las rutas de oriente. Murió en enero de 1543, a los seis meses de viaje, a consecuencia de heridas sufridas en un enfrentamiento con los indígenas. Alta California quedó inexplorada durante dos siglos más. La nacionalidad de su descubridor, si es que alguna vez se la dijo a alguien, ha sido un misterio por más de 400 años.

Fuente: ElPais.com


sábado, 24 de octubre de 2015

Los Príncipes Pontificios de América

Escudo de la Princesa Pontificia
Bolivia tuvo la única Princesa Pontificia de América.

Muchos países han tenido marqueses pontificios y condes pontificios una dignidad de nobleza espiritual y titulo nobiliario que reconoce Su Santidad.

Argentina, nuestro país tuvo tres marquesas pontificias: Da. María Adelaida Harilaos de Olmos, Da. María de los Remedios Unzue Gutiérrez Capdevila y Da. María Mercedes Castellanos de Anchorena. Pero mucho antes en 1898 fue Princesa Pontificia y Príncipe Pontificio Doña Clotilde Urioste de Velasco de Argandoña junto a Francisco de Argandoña Revilla, naturales de Sucre Bolivia, personas de una fortuna más grandes de America y cuyo desprendimiento llego a oídos del Papá León XIII. 


Habían contribuído en Sucre con la niñez desvalida, crearon asilos de ancianos, hogares de niños expósitos, e hicieron muchas obras de beneficencias. Este asunto llega a conocimiento del entonces Papa León XIII, quien entrego su Bula Papal del 28 de diciembre de 1898, nombrando Príncipe de la Iglesia a Don Francisco Argandeña y Princesa de la Glorieta a Doña Clotilde U. Velasco, por la propiedad que se construía entonces en Sucre a orillas del río Ñujchu y como reconocimiento a las obras pías realizadas. Doña Clotilde Urioste Velasco de Argandoña fallece el 29 de Octubre de 1933 en Sucre, sin descendencia.    


La Princesa Pontificia Da. Clotilde Urioste de Velasco, fue bautizada en el año del Señor de 1857 en Sucre. Hija legitima de Don Meliton Urioste y de Da. Clotilde de Velasco. El 7 de febrero de 1874 contrajo matrimonio con Don Francisco Argandoña (24 años) , hijo legitimo de D. Mariano Argandoña y Da. Luisa Revilla natural de Potosí. Siendo padrino de matrimonio el doctor D. Aniceto Arce y su esposa Da. Amalia Argandoña.

Linaje de Clotilde Urioste Velasco hija de Don Meliton de Urioste Gómez quién se caso en Santa Cruz Bolivia con Doña Petronilla Clotilde de Velasco Rivero (Gonzáles de Velasco) hija de Francisco de Paula Gonzáles de Velasco Losano casado con María Petrona Rivero (linaje Gonzáles de Velasco de Bolivia) y tuvieron los siguientes hijos:
Clodoveo de Urioste – Gonzáles de Velasco fue caballero de la Orden de San Gregorio Magno y caso con Doña Benigna Arana Vidal. Rodolfo de Urioste de Velasco casado con Francisca Arana Clotilde de Urioste Velasco, Princesa de la Glorieta casada el 7 de febrero con don Francisco de Argandeña, Príncipe de la Glorieta sin sucesión. Amelia de Urioste - Gonzáles de Velasco casada con Alfredo Herrera Urioste. 
Castillo de la Glorieta
Acta de Matrimonio Francisco de Argandoña y Clotilde Urioste

Imagen de D. Francisco Argandoña y Da Clotilde Urioste de Velasco de Argandoña en la Corte de España con Alfonso X y D. María Cristina de Habsburgo, Madrid. 1899. Imagen perteneciente a Liliana Zelada Rück

Doña Clotilde Urioste Velasco de Argandoña
Castillo de los Principes de la Glorieta en la actualidad

Castillo de los Principes de la Glorieta en la actualidad
Castillo de los Principes de la Glorieta en la actualidad

Autor: Martin Javier Augier, 
Miembro de Número del Centro Estudios Genealógicos de Tucumán
Diplomado Universitario en Genealogía y Heráldica

Fuentes:
1. FamilySearch.org
2. Guillermo Knautd Sanchez de Losada
3. “Paseo Genealógico Por la Argentina y Bolivia” pagina 481, 482 de Juan Isidro Quesada.
4. Contribución de Imágenes: Sergio Gutiérrez-Elliot y Liliana Zelada Ruck.

viernes, 23 de octubre de 2015

Los Urízar

Urizar es linaje con Casa Torre en Legutiano; fue cabeza del bando gamboíno y cuna del linaje Urizar, que se extendió profusamente por todo el País Vasco. De esa primitiva casa torre se derivó otra infanzona y armera y llamada de Guereña-Urizar, que radicó en el lugar de Guereña, del Ayuntamiento de Foronda y partido de Vitoria. Coinciden en esos informes distintos tratadistas, y algunos hacen mención, como probable dato relacionado con el linaje, de un monte denominado Urizar, con una ermita bajo la advocación de Santa Engracia, que hay en la villa de Villarreal de Álava, perteneciente también al partido judicial de Vitoria.

    Casas solariegas de Urizar (no sabemos si originarias de Álava o de Vizcaya), hubo en Guipúzcoa: una en la villa de Oñate, del partido judicial de
Vergara y otra en el barrio de Olaverrieta, del Ayuntamiento de Motrico, en el mismo partido.

    En Chile moró una rama muy importante de Urizar, dimanada de la casa solariega de Arrázola, cuyos individuos desempeñaron distinguidos cargos.

    Probó su hidalguía en numerosas ocasiones, tanto en Vizcaya, Guipúzcoa, Valladolid y en las diversas Ordenes Militares.

        Etimología probable:
                - 1ª. Helechal viejo; de uri, ori, uli, oli = helecho, con el sufijo –zar = viejo.
                - 2ª. Tratándose de casa solar puede significar finca o villa vieja (de solera), en equivalencia al actual Casa o Chalet.

En la villa de Bilbao obtuvieron Sello Mayor de hidalguía Mateo y Domingo de Urizar y Gurayo, hermanos, naturales de Bilbao, en 19 de Setiembre de 1664, Juan Bautista y Joaquin de Urizar e Ibarluzea, natural y originario de Mallabia, en 21 de Agosto de 1789, y Domingo, Pedro y Tomás de Urizar y Zorroza, hermanos, naturales de Larrabetzu y originarios de Galdakao, en 6 de Mayo de 1773.

Juan de Urizar, era vecino de Segura, en 1374, y Juan y Pablo de Urizar de Nardeaga, vecinos de Arrasate-Mondragón, en 1566. Las Juntas Generales y sus Justicias ordinarias calificaron la hidalguía de Juan de Urizar, en Oñati, en 1604; Pablo de Urizar, en Bergara, en 1741; Juan y Andrés de Urizar, en Bergara, en 1663 Domingo de Urizar, en Arrasate-Mondragón, en 1634; Ignacio de Urizar, en Eskoriatza, en 1688, y Antonio de Urizar, en Eibar, de 1753.

Domingo de Urizar probó su hidalguía en Aramaio-Aramayona (Araba), en 1707, y en Elorrio aparecen en su primer libros de bautizados en 1549.

Probaron su nobleza para ingresar en las Ordenes Militares José Antonio de Urizar y Bolibar, nacido en Castillo Elexabeitia en 1738, y originario de Galdakao, en la Orden de Carlos III, en 1792;  Esteban de Urizar y Arrespakotxaga, natural de Arrazola, Capitán de Infantería española en el Estado de Milán, en la Orden de Santiago, en 1692, y Ortuño de Urizar Martínez de Alzibar natural de Dima., en 1629.

Ante el Corregidor del Señorío de Bizkaia litigaron por el reconocimiento de su vizcainia Juan Antonio de Urizar, natural de Lemona y vecino de Madrid, en 1788; Manuel de Urizar, vecino de Bilbao, en 1836; José Antonio de Urizar e Iturriaga, natural de Bilbao, en 1771 , y Juan Lucas de Urizar y Etxeguren, natural de Respaldiza (Aiala), residente en Orduña, en 1759.

La casa de la anteiglesia de Mallavia: Escudo partido: 1º., de plata, con un árbol de sinople y dos lobos de sable, pasantes al pie del tronco, y 2º., de oro, con una ballesta armada con su flecha y otras nueve flechas atadas con una cinta de gules. Bordura general de gules con veinticuatro sotueres de oro.
Las casas de Abadiano, Dima y Zaldivar: En campo de plata, un árbol de sinople, y dos lobos de sable atravesados al pie del tronco
La casa guipuzcoana de la villa de Oñate: Escudo cortado: 1º., de azur, con cinco estrellas de oro, puestas en sotuer, y 2º., de plata, con un jabalí andante, de sable.
La casa de la Merindad de Uribe: En campo de gules, una banda de oro, engolada en cabezas de dragones de sinople, acompañada de dos calderas de oro, gringoladas de sinople, una a cada lado
Escudo partido: 1º., de gules, con una banda de oro, engolada en dragantes del mismo metal, y 2º., también de gules, con dos caldera de oro, puestas en situación de palo.
En campo de oro, un castillo de piedra, mazonado, almenado y aclarado de sable
Se puede ver en internet un excelente trabajo sobre los Urízar realizado por Maria Elena Urizar Escauriza de Airaldi:




jueves, 22 de octubre de 2015

Breve esquema genealógico de José "Pepe" Mujica" ex-Presidente de Uruguay

Mujica es una apellido de origen Vasco, tiene solares en Vizcaya y Guipúzcoa, se uso conocen las siguentes variantes: Mújica, Mujica, Muxica, Múgica o Moxica

I ) Francisco Mujica, nacido alrededor de 1650 casado en Beasaín el 28-10-1679 con Magdalena Arregui, padre:

1. Francisco Mujica Arregui, n. 1680
2. Juan (I) Mujica Arregui, na. 1683, fallecido en la infancia
3. Clara Mujica Arregui, n. 1688
4. Pedro Mujica Arregui, n. 1693, fallecido en la infancia
5. Juan (II)Mujica Arregui, que sigue en II
6. Pedro (II) Mujica Arregui, n. 1699

II. Juan (II)Mujica Arregui, bautizado el 15-11-1696 en Beasaín, casado en Itsaso el 23-12-1722 con Domenja Aizpure Larralde, padres de:

a) Juan Domingo Mujica Aizpuru, n. 1727
b) Juan Vicente Mujica Aizpuru n. 1731, casado en Apeitía el 22-10-1759 con María Antonia Aburruza Sorazábal
c) Martín Ignacio Mujica Aizpuru, que sigue en III
d) María Martina Mujica Aizpuru, n. 1735
e) María Josepha Mujica Aizpuru, n. 1737

III. Martín Ignacio Mujica Aizpuru, bautizado el 8-1-1734 en Beasaín, casado en Azpeitía el 18-12-1758 con Marina Arocena Echeberría, padres de:

1. Ygnacio Xavier Mujica de Arocena, n. 1760
2. Miguel Joaquín Mujica de Arocena, que sigue en IV
3. Josepha Ygnacia Mujica de Arocena, n. 1765
4. Francisca Ygnacia Mujica de Arocena, n. 1769
5. Ygnacio Xavier (II) Mujica de Arocena, 1772
6.  Manuela Mujica de Arocena 1775

IV. Miguel Joaquín Mujica de Arocena, bautizado el 26-9-1762 en Azpeitía, casado con Josefa Ignacia Irigoras Arana, padres de:

a) Juan Bautista Mujica y Irígoraz, que sigue en V
b) Juan Antonio Mujica y Irígoraz, n.1790

V. Juan Bautista Mujica y Irígoraz, bautizado 24-6-1788 en Tolosa, casado con María Josefa de Yéregui Eizaguirre, padres de:

1. Josefa Antonia Mujica Yérequi, n. 1816
2. Manuel Francisco Mujica Yérequi, que sigue en VI, Sereno 1818
3. Joaquín Lorenzo Mujica Yérequi, n. 1820
4. Margarita Cesárea Mujica Yérequi, n. 1822
5. Manuel Antonio Mujica Yérequi, n. 1823
6. Juan José Mujica Yérequi, n. 1825-

VI. Manuel Francisco Mujica Yérequi, bautizado 1-9-1818 en Tolosa, encargado del alumbrado público de Tolosa, casado el 20-1-1840 en San Sebastián, con Catalina Josefa Cipriani, natural San Sebastián, en 1842 se embarcan hacia América, llegando a Uruguay, donde nacerían sus hijos:

a) Luisa Mujica Cipriani, n. Uruguay1843-1905
b) José Cruz Mujica Cipriani,  que sigue en VII
c) Vicente Mujica Cipriani, n. Uruguay 1851
d) José Pilar Mujica Cipriani, n. Uruguay

VII. José Cruz Mujica Cipriani,  n. en Uruguay el 12-10-1843, casado Eudoxia Zoe y Pereyra da Terra, padres de:

1. Demetrio Mujica Zoe, nacido en 1893 Suace del Yi, Florida, Uruguay, casado con Lucy Cordano, padres de:

* José Alberto Mujica Cordano, nacido el 20-5-1935 en Montevideo, Presidente Constitucional de Uruguay(2010-2015), casado con Lucía Topolansky Saavedra, Senadora de Uruguay

* María Mujica Cordano, fallecida en  2012

Autor: Ernesto Álvarez Uriondo

Fuentes:
1. Archivo Diocesano de San Sebastián
2. Family Search
3. Wikipedia

miércoles, 21 de octubre de 2015

5 Jornadas Internaciones de Historia de la Iglesia y las Religiosidades del NOA



31 de agosto, 1, 2, 3 de septiembre de 2016, Santiago del Estero y las Religiosidades en el NOA

SEGUNDA CIRCULAR
Presentación Resúmenes: 15 de Abril de 2016
Presentación Trabajos: 15 de junio de 2016

INSTITUCIONES ORGANIZADORAS
Obispado de Santiago del Estero
Universidad Católica de Santiago del Estero (UCSE)
Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino -Tucumán (UNSTA)
Universidad Nacional de Salta (UNSa)
Universidad Nacional de Tucumán (UNT)
Facultad de Humanidades, Ciencias Sociales y de la Salud (UNSE)

Centro de Estudios Filosóficos y Teológicos -Córdoba (CEFyT)

1-FINALIDAD
Ante los avances alcanzados por los estudios referidos a la Iglesia, sus instituciones y las diferentes religiosidades, realizados desde disímiles perspectivas teóricas y disciplinares, estas jornadas organizadas por historiadores del NOA se proponen reunir a investigadores de la Argentina y del exterior que trabajan en esta temática. Se pretende abordar la amplitud del fenómeno religioso teniendo en cuenta los actores, las instituciones, las prácticas y las representaciones que se generan en el diversificado campo religioso de América Latina. De esta forma, nuestro objetivo es fortalecer este espacio de diálogo y actualización ya iniciado en las anteriores ediciones (Salta 2006, Tucumán 2008, Jujuy 2010 y Cafayate 2013).

2-OBJETIVOS
-Convocar a los investigadores de todo el país y del extranjero que trabajan en temas relacionados a la Historia de la Iglesia y las Religiosidades en sus distintas expresiones.
-Actualizar el estado de las investigaciones sobre la temática.
-Reforzar vínculos de investigación y discusión en torno a las preguntas que emergen del estudio de la historia de la Iglesia y las Religiosidades en Latinoamérica.
-Fortalecer un espacio que posibilite la difusión de las investigaciones.
-Ampliar y afianzar las perspectivas teóricas de análisis y el abordaje interdisciplinario de las investigaciones.

3-EJES TEMÁTICOS
-Actores e instituciones eclesiásticas
-Religión y poder
-Laicidad y secularización
-Formas de diversidad religiosa
-Órdenes y congregaciones religiosas
-Asociaciones laicales Prácticas de evangelización
-Mujeres y experiencia religiosa
-Religiosidad en el mundo andino
-Creación artística
-Archivos y bibliotecas
Las mesas específicas de cada una de éstas temáticas se organizarán en función de los resúmenes recibidos.

4- COMISION ACADEMICA
- Pilar García Jordán (Universidad de Barcelona)
- Susana Bianchi (UBA- UNCPBA)
- Fernando Torres Londoño (Universidad de San Pablo, Brasil)
- Valentina Ayrolo (UNMDP- CONICET)
- María Elena Barral (UNLU- CONICET)
- Mariano Fabris (UNMDP- CONICET)
- Alicia Fraschina (UBA)
- Diego Mauro (UNL)
- Miranda Lida (UTDT- UCA-CONICET)
- Lucía Santos Lepera (ISES- CONICET-UNT)
- Gabriela Caretta (ICSOH-CIUNSa-UNSa)
- Cynthia Folquer (UNSTA)
- Alonso Sánchez (CEFyT)
- María Mercedes Tenti (UCSE-UNSE- UNLaR)
- Isabel Zacca (ICSOH-CIUNSa-SRT-UNSa)
- Telma Chaile (ICSOH-UNSa-CONICET)
- Ana Cecilia Aguirre (UNT-UNSTA)
- Ignacio Martínez (UNR-CONICET)
- Osvaldo Geres (ICSOH-UNSa)

5- COMISION ORGANIZADORA
- Rafael Cúnsulo (Diócesis de Santiago del Estero, UCSE-UNSTA)
- María Rosa Barbarán (UCSE)
- Liliana Abdala (UCSE)
- María Mercedes Tenti (UCSE-UNSE-UNLaR)
- Cynthia Folquer (UNSTA)
- Telma Chaile (ICSOH-UNSa -CONICET)
- Federico Medina (UNSa -CONICET)
- Osvaldo Geres (ICSOH-UNSa)
- Esteban Abalo (UNSTA)
- Margarita Fantoni (UCSE)
- Fernanda Figueroa (UNSE -CONICET)
- Paula Ramírez (UNSE- CONICET)
- Jesica Escalada (UCSE)

PROGRAMA
Miércoles 31 de agosto
15 a 19 Acreditaciones
Mesas temáticas
16 a 19
19.30 Acto de apertura
20 Conferencia Inaugural: Julio de la Cueva Merino: "La historia contemporánea de la religión en España: dificultades, avances y desafíos" (Universidad de Castilla la Mancha) 21 Inauguración de muestra de Arte contemporáneo: "Entre devotos y exvotos", organiza el colectivo artístico: "Orquídeas y avispo hacen rizoma"
21.30 Brindis de bienvenida
Jueves 1 de septiembre
9 a 13 Mesas temáticas
16 a 19.30 Mesas temáticas
19.30 a 20.30 Presentación libro de IV° Jornadas de Historia de la Iglesia y las Religiosidades en el NOA, de Aguirre, Ana Cecilia y Abalo, Esteban (Coord.) (2014): Representaciones sobre historia y religiosidad. Deshaciendo fronteras
A cargo de Susana Monreal (Universidad Católica del Uruguay)
20.30 a 21.30 Mesa panel
Experiencias académicas en investigación en historia de la Iglesia
- Mariano Fabris (CONICET- CEHis, UNMdP)
- Diego Mauro (UNL) - Lucía Santos Lepera (ISES- CONICET-UNT)
- Moderador: Osvaldo Gerez (ICSOH-UNSa)
Viernes 2 de septiembre
9 a 13 Mesas temáticas
16 a 20.30 Mesas temáticas
20.30 Conferencia: Eloísa Martín (Universidad Federal de Rio de Janeiro): "¿Dónde está la religión en la religiosidad popular?"
Sábado 3 de septiembre
9 a 11.30 mesas temáticas.
11.30 Cierre de Jornadas
13 Brindis de despedida
Visitas guiadas a:
- Museo de Arte Sacro (San Francisco)
- Santo Domingo (Sábana Santa)

6-MODALIDAD DE PRESENTACIÓN DE TRABAJOS
Se podrá participar con comunicaciones y ponencias, las que deberán ser inéditos.
Los resúmenes serán recibidos hasta el 15 de Abril de 2016 y los trabajos hasta el 15 de junio de 2016.
En el encabezado de los resúmenes y ponencias se deberá constar de:
Título:
Autor/es:
Área/s -temática/s sugerida/s:
Universidad o Institución de pertenencia:
Dirección postal:
Teléfono: E-mail:

Los resúmenes no podrán superar las 200 palabras, y las ponencias los 40.000 caracteres (con espacios), ambos en letra Arial 12 a espacio y medio y deberán remitirse por correo electrónico a la siguiente dirección: jhirnoa@gmail.com.
Las imágenes que deseen incorporar al trabajo deben estar en formato JPG (definición alta) y enviar en archivo adjunto indicando en el cuerpo del texto el número correspondiente

lunes, 19 de octubre de 2015

El día en que San Martín y Alvear derrocaron al gobierno central


A poco de llegar a Buenos Aires, los dos camaradas de armas se sublevaron contra el mismo Triunvirato que habia aceptado sus servicios. Cómo fue la trama secreta del "golpe de Estado"

Dos de nuestros más encumbrados y exitosos generales de todos los tiempos: José de San Martín y Carlos de Alvear incursionaron juntos en las arenas políticas patrias, ni bien arribaron de Europa, en marzo de 1812. Al poco tiempo, encabezaron una sublevación contra el mismo Gobierno que había aceptado sus servicios: el Primer Triunvirato, el 8 de octubre de ese año. ¿Cómo fue la trama secreta de ese golpe de Estado?

A partir del 5 y 6 de abril de 1811, el partido saavedrista, aliado con los diputados provincianos, liderado por el deán cordobés Gregorio Funes, hegemonizó el Gobierno revolucionario, conducido por la Junta Grande. Como heredera de la Primera Junta, este órgano concentraba todos los poderes del naciente Estado. Los saavedristas y los provincianos desplazaron a los pocos morenistas que quedaban en la Junta Grande, apresaron y deportaron a varios de sus dirigentes.

La gestión de la Junta Grande se caracterizó por su elevado número de miembros (llegó a superar los veinte), su falta de ejecutividad y dinamismo, sumado a la sucesión de malas noticias que coronaron su gestión. Entre otras: las derrotas en el Paraguay, Huaqui y San Nicolás, el bloqueo y el bombardeo del puerto de Buenos Aires, y la crisis con la Banda Oriental y los portugueses.

Estos hechos sumieron a la gestión en un profundo desprestigio que fue aprovechado por la oposición porteña a este Gobierno, manejado mayoritariamente por provincianos, quienes no estaban muy convencidos, en el fondo, sobre la marcha de la revolución. Un grupo de porteños moderados, aliados con algunos elementos morenistas, venció en unas elecciones impulsadas por el Cabildo de Buenos Aires, en setiembre de 1811. Ante el desprestigio y la parálisis de la Junta Grande, esta resolvió cederle el poder a tres de los candidatos más votados en esos comicios porteños, quienes conformarían nuestro Primer Triunvirato.

A poco de andar, el Triunvirato chocó con la Junta Grande (llamada ahora "conservadora", pues se había reservado el Poder Legislativo del Gobierno revolucionario). Entonces, dirimió la cuestión. Primero la disolvió, luego, apresó y deportó a su líder: Cornelio Saavedra. Con ello, Saavedra desaparecería de la política rioplatense en lo sucesivo. Finalmente, el Triunvirato expulsó a los antiguos diputados e indultó a los morenistas, desterrados por la Junta Grande, quienes retornaron a Buenos Aires.

Todo parecía indicar que el viejo partido morenista había triunfado y que volvería al poder. Sus más reconocidos dirigentes se aproximaron, reivindicados, al Primer Triunvirato: Bernardo de Monteagudo, Nicolás Rodríguez Peña, Miguel de Azcuénaga, Juan Larrea. Uno de los suyos hasta lo conformaba: Juan José Paso.

Sin embargo, quedaron, al poco tiempo, desahuciados, al advertir que el nuevo Gobierno integraba también a algunos saavedristas moderados y que se resistía a "morenizarse". Bajo la influencia del secretario Bernardino Rivadavia, el Triunvirato buscaba una salida moderada a los duros enfrentamientos que, hasta entonces, sacudían a los revolucionarios. Si bien apresó a Saavedra y a otros notorios saavedristas, intentó convivir con los provincianos y sus partidarios más dialoguistas. Ello fue imperdonable para los morenistas, que volvían resentidos del ostracismo.

No obstante y pese a los duros enfrentamientos que había tenido en el pasado con Mariano Moreno, Rivadavia tuvo algunos gestos hacia los morenistas. Indultó y permitió el regreso de los desterrados, integró a algunos al Gobierno. Honró con nuevos destinos y ascensos al general Manuel Belgrano, reconocido morenista. Permitió que volviera a funcionar la Sociedad Patriótica, el clásico club morenista, cerrado por la Junta Grande. Al recién llegado Bernardo de Monteagudo le ofreció la redacción del periódico oficial La Gazeta, convencido de que "iba a instruir a sus semejantes" en el amor a la libertad.

Allí estalló el primer enfrentamiento. Sin poder controlar su apasionado carácter, el furibundo tribuno empezó a denostar, desde la prensa, al deán Funes, con quien el Gobierno había intentado recomponer relaciones, a través de un manto de piedad sobre el pasado. Ahí vino el primer disgusto de Rivadavia. El segundo no tardaría en llegar: Monteagudo dedicó otro artículo a las "Americanas del Sud", para instarlas a poner su sensualidad y sexo a favor de seducir a los hombres, para decidirlos a luchar por la libertad de la patria. Además agregó que era su deber negar favores a quienes no profesaran la fe patriótica.

Al instante tronó la furia moralista de don Bernardino: "El Gobierno no le ha dado a V. la poderosa voz de su imprenta para predicar la corrupción de los sátiros: tenga V. entendido que V. no está autorizado para hacerlo. No, señor: el patriotismo debe ser puro, mientras tanto V. procura darle incentivos impuros: nuestras damas, señor, merecen destinos más sublimes que ese de hacer patriotas provocando pasiones", le espetó al insolente editor tucumano. Allí se quebró definitivamente la endeble armonía entre la Sociedad Patriótica y el Primer Triunvirato, y nació una encarnizada enemistad entre Rivadavia y Monteagudo, que se cruzaban públicamente gruesos epítetos e insultos. De "labiudo" y de "mulato" crecían sus recíprocas descalificaciones.

Los hechos que se sucedieron exacerbaron las diferencias. La orden del Triunvirato a Belgrano de deshacer su bandera, enarbolada en Rosario y luego bendecida en Jujuy, se entendió como una decisión timorata del Gobierno, que en vez de marchar decidido hacia la independencia, tomaba una resolución errática. La realidad era otra: los portugueses habían invadido la Banda Oriental y se aprestaban a atacar Buenos Aires. Rivadavia acudió a la diplomacia inglesa para evitar el ataque, que parecía inevitable. El embajador británico en Río de Janeiro, Lord Percy Strangford, aseguró que impediría el ataque lusitano, a cambio de que el Gobierno se moderara y no avanzara hacia una declaración de la independencia, pues, en tal caso, tendría las manos atadas para intervenir, ya que España era formalmente aliada de Gran Bretaña. Efectivamente, luego de una fuerte presión inglesa, los portugueses se retiraron hacia el Brasil.

Por eso es que el Triunvirato amonestó a Belgrano por haber enarbolado una bandera sin permiso. Sin embargo, los morenistas usaron ese argumento para denostar y desprestigiar al Gobierno públicamente. Banderas con los colores celeste y blanco se empezaron a colocar en lugares públicos porteños, seguramente instaladas por los opositores, en claro desafío a Rivadavia.
Ante la amenaza portuguesa, el Gobierno se vio obligado a levantar el sitio de Montevideo para traer tropas a resguardar la capital. Por esa misma razón, no logró enviarle refuerzos a Belgrano, en el norte, y le ordenó retroceder hasta Córdoba, ya que no había forma de enviarle ayuda. Esos gestos fueron tomados por la oposición morenista como actos de cobardía o de desinterés en defender la revolución. La Sociedad Patriótica exigía marchar ya y atacar en todos los frentes. Algo que era, evidentemente, imposible e impracticable, pero que sonaba bien a los oídos de los vecinos descontentos.

La designación de Juan Martín de Pueyrredón como nuevo triunviro, en reemplazo de Juan José Paso, fue otro detonante en esta ruptura. Pueyrredón, de carácter afable y equilibrado, reputado, al principio, de morenista, tenía buenas relaciones con los saavedristas y los localistas porteños. Los morenistas lo veían como un traidor, pues había sido condescendiente con la Junta Grande. Cuando se enteraron de que venía a integrar el Gobierno, la Sociedad Patriótica se alarmó y lo acusó de ladrón, ya que alegó que se había quedado con dos carretas cargadas con los caudales que Pueyrredón había conseguido salvar de Potosí, luego de la derrota de Huaqui. Desde ese momento, la situación llegó a un punto de no retorno y los morenistas empezaron a tramar en secreto, añorando la hora de cambiar de gobierno.

La providencia vino en auxilio de los conspiradores. En marzo de 1812 arribó al puerto de Buenos Aires la fragata George Canning, que traía consigo a algunos militares (en su mayoría americanos) que ofrecían sus servicios y su experiencia a favor de la lucha revolucionaria. José de San Martín y Carlos de Alvear destacaban entre ellos. Eran los que contaban con más experiencia y prestigio, ganados en las guerras napoleónicas en Europa. El Gobierno los recibió con cautela y algo de desconfianza. No obstante ello, encomendó a San Martín conformar una unidad modelo de caballería, adiestrada en las modernas técnicas de combate, a lo que este se abocó de inmediato. Vicente Fidel López diría: "[Era] un hombre joven todavía, pero ya maduro por el juicio y por la reserva respetable que ponía en sus actos y en sus palabras... De la política interna y de las facciones, nada le interesaba. Lo que él ambicionaba era la gloria de contribuir al triunfo definitivo de la independencia".

Alvear, en cambio, más joven, rico, simpático, ambicioso, entrador y bien conectado, por sus relaciones familiares, se dedicó especialmente a hacer lo que más le gustaba: las lides políticas. Conformó la Logia de Caballeros Racionales, con los recién llegados y demás cófrades que pudo reunir a poco de arribar, como filial de las que había fundado en Europa. Intentó acercarse al Gobierno, pero sufrió una fuerte decepción cuando el Triunvirato designó a Manuel de Sarratea al frente del ejército que luchaba en la Banda Oriental. "Aquí no hay más generales que San Martín y yo", le gritó a Rivadavia, despechado.

Era el quiebre entre los logistas y un Gobierno que cada día se aislaba más, hasta perder la iniciativa. Empujados por la circunstancia, los "caballeros racionales" empezaron a confluir con la Sociedad Patriótica ante un enemigo común. Al poco tiempo, descubrieron que tenían muchas coincidencias e integraron a los viejos morenistas a la flamante logia. Había que esperar el momento indicado para librarse del indeseable Gobierno.

Y esa oportunidad, curiosamente, se la vino a proporcionar, sin buscarla, el propio Gral. Manuel Belgrano. En efecto, el 24 de setiembre de 1812, desobedeciendo las órdenes del Gobierno y contra todos los pronósticos, enfrentó a los realistas en la Batalla de Tucumán, un claro triunfo, con la mitad de efectivos que tenía el enemigo. La noticia arribó a la capital el 5 de octubre. En medio de la sorpresa, la perplejidad y el silencio del Gobierno, estalló la algarabía popular. Los complotados empezaron a batir como parche la necesidad de tener gestos de coraje y animarse, como lo había hecho Belgrano. El Triunvirato quedó sumido en un profundo desprestigio.

Cuenta Mitre: "Todos convenían en la idea de resolver la cuestión por un movimiento popular. El abandono del ejército de Belgrano era el tópico de todas las conversaciones, y sin darse cuenta de los motivos que había tenido el Gobierno para dar una atención preferente al de la Banda Oriental, lo atribuían a malquerencia y aun a traición. La circunstancia hizo que la noticia de la victoria de Tucumán fuese la ocasión que determinara el estallido".

Monteagudo fue el alma de este movimiento y acordó los detalles con los otros líderes de la Logia. Al amanecer del 8 de octubre las unidades que mandaban San Martín y Alvear, con las restantes fuerzas de la capital, amanecieron en la plaza de la Victoria, con acompañamiento popular. Luego elevaron al Cabildo un petitorio firmado por más de cuatrocientos vecinos notables, donde buscaban reasumir la autoridad delegada por el pueblo el 22 de mayo de 1810, cesar al Gobierno en sus funciones y crear un nuevo Poder Ejecutivo provisorio. Ante este impresionante despliegue, el Cabildo accedió a lo reclamado y proclamó un nuevo Gobierno formado por Juan José Paso, Nicolás Rodríguez Peña y Antonio Álvarez Jonte. Como Rodríguez Peña no se encontraba presente, don Francisco Belgrano, hermano del general, ocupó provisoriamente su lugar.

Así nacía el Segundo Triunvirato, producto del único movimiento político-militar en el que el libertador tomó parte, como obediente miembro de la logia política que integraba.

Fuente: Infobae.com

domingo, 18 de octubre de 2015

Guerra Guarinítica



Fue el conflicto armado que enfrentó, entre 1754 y 1756, a los indígenas de las misiones jesuíticas-guaraníes y los ejércitos españoles y portugueses, como consecuencia del Tratado de Madrid o de Permuta, en 1750. Cerca de 500.000 kilómetros cuadrados de territorios, dentro del cual estaban los siete prósperos pueblos de: San Luis Gonzaga,San Nicolás, San Borja, San Miguel, San Lorenzo, San Juan Bautista y Santo Ángel, además de estancias pertenecientes a las reducciones de: Concepción, Apóstoles, Santo Tomé, Yapeyú y La Cruz que se hallaban al occidente del río Uruguay, debían ser entregados a Portugal y en el término de un año, 29.191 guaraníes debían salir de la región con todos sus bienes y trasladarse al occidente del río Uruguay o quedarse y aceptar la soberanía portuguesa. A cambio, los portugueses debían entregar a los españoles Colonia de Sacramento.



La noticia del Tratado la comunicó a los pueblos el superior de las reducciones P. Bernardo Nusdorffer en 1752, quien recibió una rotunda negativa guaraní de someterse a los designios de los europeos. Los caciques tomaron las armas y al año siguiente, cuando los demarcadores del nuevo límite, llegaron al puesto de la capilla de Santa Tecla (hoy Bagé), los guaraníes impidieron el paso. Portugueses y españoles regresaron al sitio, al mando del gobernador de Buenos Aires José de Andonaegui, el de Montevideo José Joaquín de Viana y el de San Pablo y Río de Janeiro Gomes Freyre de Andrade.


Se libraron varias batallas, destacándose la de Yapeyú donde los guaraníes al mando de su cacique Rafael Paracatú, lograron repeler a los españoles, aunque luego fue apresado en el combate de Daymán y llevado a Buenos Aires. El cacique José Sepé Tiarayú enfrentó a los portugueses pero fue vencido y luego asesinado por Viana, siendo sucedido por el cacique Nicolás Ñanguirú. Este comandó las fuerzas en la batalla de Caibaté (10 de febrero de 1756), siendo exterminadas por el ejército aliado que masacró a 1.511 guaraníes, incluyendo su caudillo. Lograron huir unos pocos centenares pero 154 quedaron prisioneros. El ejército aliado sufrió solo 4 muertos (3 españoles y un portugués). Los guaraníes antes de huir de sus pueblos los incendiaron. Y lo peor que nunca se concretó el canje, y en 1761 Carlos III anuló el Tratado de Madrid. Las misiones quedaron arruinadas, con cerca de 10.000 muertos y los jesuitas acusados de instigadores de la resistencia fueron expulsados de Portugal en 1758 y de España en 1767. Los borbones fueron por más, y consiguieron la disolución de la Compañía de Jesús a través del Papa Clemente XIV en 1773.

Fuente: Revista IHS

viernes, 16 de octubre de 2015

Censos Nacionales Digitalizados

En la página de la Dirección de Estadística del Gobierno de Mendoza, de ofrecen los censos digitalizados desde 1869 hasta 1970, como se sabe los censos nacionales de 1869 y 1895 se pueden consultar cómodamente en FamilySearch.org., ya que se encuentran indexados, quizás lo más destacados que ofrecen esta sitio a los fines genealógicos es el "Censo de los empleados administrativos, funcionarios judiciales, personal docente, jubilados y pensionistas civiles de la República Argentina", de 1893 y 1894 donde nos proporciona importante información además de la ya conocida tabla nombre apellido y nombre, edad, estado civil, nacionalidad, se le suma varias columnas con detalles de su primer empleo y su empleo al momento del censo. 


Para ver los censos

 1893 - Censo de los empleados administrativos, funcionarios judiciales, personal docente, jubilados y pensionistas civiles de la República Argentina:
Primera Parte
Segunda Parte

1894 - Censo de los empleados administrativos, funcionarios judiciales, personal docente, jubilados y pensionistas civiles de la República Argentina

Primera Parte
Segunda Parte




Fuente: Mendoza.deie.gov.ar

jueves, 15 de octubre de 2015

Antiguo e Ilustre Solar de Tejada

El Rey Ramiro (Decimoprimer Rey de Asturias y Galicia, 791-850) mostró su agradecimiento reconociendo el valor y su lealtad inquebrantable a Don Sancho al concederle un Privilegio único, que ampara el derecho ancestral de la Casa Cadina, ahora convertida en Tejada. En ella hombres y mujeres son iguales y libres. Son dueños y Señores de sus tierras hasta el fin de los tiempos, el Rey, así lo reconoce y respalda. Además les concede un símbolo, un escudo, que representa esta Historia para que no se olvide y sirva de ejemplo permanente. Buena prueba de ello es su confirmación y reconocimiento por todos los Reyes de España y Jefes de Estado que se han sucedido hasta la actualidad, superando incluso momentos históricos de profunda persecución contra estas distinciones nobiliarias y de ahí logrando mantener su naturaleza jurídica y que no resultaran afectados sus Privilegios y Distinciones ni por las Leyes Desvinculadoras ni las Disposiciones de uno y otro Gobierno.

Don Sancho de Tejada consigue con sus gestas y fidelidad, consolidar la tradición de la Casa Cadina y que en la actualidad, ya en el siglo XXI, más de mil años después de la Batalla de Clavijo (año 844) sus descendientes: Damas y Señores Caballeros Diviseros de la Muy Noble Villa y Antiguo e Ilustre Solar de Tejada, continúen peregrinando una vez al año a las tierras del viejo Señorío en el corazón del Camero Viejo, en plena sierra riojana, desde cualquier lugar del mundo y allí, en su sede tradicional, presentan a sus descendientes con la documentación que los acredita como tales y como en la remota antigüedad se les Recibe, se les Asienta en los Libros Becerros que se guardan en su ancestral Archivo y se les da Posesión de su Casa, de sus tierras, asumiendo sus Privilegios y el derecho a usar su excepcional Escudo de Armas, sin duda uno de los mas bellos y expresivos de la heráldica española.


La historia cierta de Sancho se puede leer en la Confirmación de Privilegios, Gracias y Mercedes otorgada por los Reyes Católicos al Solar de Tejada, firmada el 8 de Julio de 1491 en la Vega de Granada, que transcribe la del reconocimiento dado por el Rey Enrique IV en Valladolid el 10 de Septiembre de 1460, referida a la concesión fundacional del Rey Ramiro I de Asturias y León el 23 de mayo del año 844.

miércoles, 14 de octubre de 2015

Divisa, Solar y Casa Real de la Piscina

El Infante D. Ramiro Sanchez Infante de Navarra. Fundador de dicho linaje, estuvo casado con Dª Cristina Elvira, hija del Cid Campeador. El hijo mayor de ambos, D. García Ramírez, el Restaurador, fue coronado Rey de Navarra el año 1.134.

D. Ramiro participó, con otros caballeros navarros en la primera Cruzada, junto a Godofredo de Bouillon, entrando con sus huestes en Jerusalén por la parte de la Piscina Probática.

En su testamento, mandó construir un templo a su hijo segundo, D. Sancho Ramírez, Señor de Peñacerrada, bajo la advocación de Nª. Srª. de la Piscina, para que en ella se custodiase el trozo de la Vera Cruz que trajo de Jerusalén. Esta basílica, perfectamente restaurada, se encuentra a media legua de Ábalos. D. Sancho se hizo llamar Ramírez de la Piscina, y lo mismo sus descendientes.

Dispuso además, la creación de la Cofradia Divisa, Solar y Casa Real de la Piscina , que cuenta con unos Capítulos y Ordenamientos definidos y cuyos últimos Patronos están vinculados al Palacio de Ábalos.

Uno de ellos, D. Francisco Antonio Ramírez de la Piscina, Arcediano, Comisario de la Cruzada y Vicario General del Arzobispado de Toledo, llevó a cabo, a finales del siglo XVII y principios del XVIII, diversas obras de ampliación y mejora del edificio primitivo, así como la creación de un jardín con dibujos geométricos de boj, que se conserva intacto en la actualidad. Lo más destacado de los trabajos de ampliación señalados, son la construcción de tres torreones, dos de ellos en la fachada orientada a mediodía sobre los que se apoyan tres galerías porticadas superpuestas, al estilo de las "logias" italianas renacentistas, en las que se inspiró para realizar el proyecto. Al pie de esta fachada, se encuentra el austero jardín antes mencionado, que completa el conjunto, de una notable originalidad.

CAPÍTULO FILIAL ARGENTINO

En 1977 el Dr. Jorge Zenarruza, jujeño, en un viaje que hiciera a España, entabló relación con los Señores Diviseros, y sabiendo éstos que en nuestro País existían presuntos Diviseros, descendientes dél ilustre Gobernador del Tucumán, General Don Juan Ramírez de Velasco, a su vez descendiente legítimo del Infante fundador, le encomendaron que tratara de organizar el capitulo Filial Argentino de la cofradía- divisa. El mismo quedó constituido el 15 de Agosto de 1978, siendo el primer Capítulo Filial instaurado por la Cofradía - Divisa de Nuestra Señora de la Probática Piscina de Jerusalén Divisa, Solar y Casa Real de la Piscina en sus 85l años de existencia.

En Salta son varias las familias que descienden legítimamente del Gobernador Don Juan Ramírez de Velasco, como los Anzoátegui, Ovejero, Úsandiváras, Solá, Tineo, Figueroa, Ortiz, Cornejo, Aráoz, Velarde, Torino, etc. Con sus distintos entronques. Se amplio además con los matrimonios de integrantes de estas familias con miembros descendientes del citado Gobernador Ramírez de Velasco de las vecinas Provincias de Jujuy y Tucumán, como de Catamarca, Córdoba y Buenos Aires. Entre estas familias están las de Sánchez de Bustamante, Carrillo-Peña, Soaje-Pinto, Alvarado; Zenarruza, Buitrago, Bárcena, Zavalía, Torres-Posse, Colombres, Rougés, Terán, Gonzáles-Allende, Allende-Funes, Peña-Peñaloza, Peña-de la Vega, Crespo-Naón, Ferreira-Soaje, Díaz de Molina, Pinto-Conil, Altamira, Oliva-Vélez, Padilla y de Borbón, Álvarez-Prado, Crespo Uriburu, Martínez-Paz, Carrillo-Alvarado, Bustos-Argañaras, Córdova-Navarro etc.

Esto está probado con las distintas partidas de bautismo y matrimonio religioso, requisito indispensable para ingresar en la Cofradía-Divisa.

El Capitulo Filial Argentino de la Cofradía Divisa tuvo el honor y la singular distinción de tener como su Alcaldesa Mayor hasta el 5 de Abril del 2000, fecha en que falleció, a la Sra. Divisera, Arquitecta, Doña Isabel Padilla y de Borbón de Berretta Moreno.

Hija de Don Rafael Padilla, escritor y empresario vinculado a una tradicional familia de San Miguel de Tucumán y de la Princesa Maria Pía de Borbón miembro directo de la familia real española.

Por todo lo anterior es que numerosas familias de la Argentina y España están unidas por el vínculo indisoluble de la sangre, hidalguía de espíritu y la profunda convicción de la fe, todas ellas heredadas del Infante de Navarra, Don Ramiro Sánchez.

Los diviseros, después de tantos siglos siguen reuniendo en su basílica casa solar El día 15 de Agosto de cada año, el dia de la Virgen de Agosto y los del Capítulo filial Argentino lo hacen en la lglesia MATER ADMIRABILIS, donde se encuentra la imagen de Santa María de la Piscina.

Fuentes: